Buscando la suerte, buscando el secreto…

Hola a tod@s!
Cuantísimo tiempo sin pasarme por aquí verdad?

Siento la desconexión total que he tenido del blog, la verdad que entre que iba de trabajo hasta arriba y que estoy de vacaciones, no he parado!

Así que bueno, aunque esta semana todavía sigo de vacaciones y me he ido a pasar unos días a un pueblecito muy especial de Girona, he aprovechado un momentillo de relax en casa para poder escribir.

Hoy no hablaremos de potis, sino que de una reflexión que hace ya semanas me ronda la cabeza.

Yo siempre he creído en las energías, en que no existen las casualidades, en que todo pasa por algo, y que todo lo que das…lo acabas recibiendo. Pero este pensamiento se ha intensificado a raíz de varios acontecimientos sucedidos en mi círculo de amistades. ¿Te devuelve el karma aquello que has dado?

De acuerdo con varias religiones dhármicas, el karma sería una energía trascendente (invisible e inmensurable) que se deriva de los actos de las personas.

Generalmente el karma se interpreta como una «ley» cósmica de retribución, o de causa y efecto. Se refiere al concepto de “acción” o “acto” entendido como aquello que causa el comienzo del ciclo de causa y efecto.

Yo siendo sincera, siempre he creído en todo esto, no me digáis el porqué…pero he creído. Así que cuando alguién habla de que el karma le devuelve tal o cual, yo no sé el motivo, pero me quedo atenta escuchando.

También, hace mucho tiempo oí hablar de ” El Secreto”, ese libro que te cambia la vida, que necesitas tener y que cuando estés más baja de moral, lo relees y te da esa energía para poder seguir avanzando. A mí una buena amiga me lo regaló, coincidió en una mala época y la verdad que tengo que reconocer que durante los días siguientes a la lectura del libro, yo me sentía enorme! prodigiosa! poseía el secreto e iba a dominar el mundo!! jejeje ( no ha sido así por lo que se podrá comprobar 🙂 )

Sin duda, todo lo que te cuenta ese libro es de como atraer todo aquello que quieres tener…la “ley de la atracción”, que consiste en la idea de que las personas atraemos todo lo bueno y malo que vivimos. Si lo visualizas, te llega. Vamos que la suerte o mala mala suerte solo depende de tí.

Está claro que en casi todas las cosas de la vida, la actitud es muy importante, esencial diría yo.

De ahí a que te veas rodeada de billetes de 500€ y que de repente te lluevan…hay una diferencia.

En resumen, sea el karma o la ley de la atracción, para poder cambiar algo en tu vida, siempre tienes que ser tú la primera que quieras que cambie. La actitud, las ganas de cambiar, focalizar la meta, desear ese cambio, todo eso hace que tú como persona cambies de actitud inmediata, que todo lo veas mejor, que estés más positiva y entonces cuando tú cambias, el entorno empieza a cambiar.

Es bien sabido todo esto que cuento, pero efectivamente, ha vuelto a pasar. Lo he podido ver con mis ojos, como cuando una persona decide poner punto y final a su actual estado de letargo y amargura, empieza todo a irle mejor. Le empiezan a pasar cosas emocionantes, empieza a ser positiva y de repente cada día todo es mejor que el anterior, se gana en autoestima, optimismo y tienes ganas de “ponerte al mundo por montera”.

Es así, esa es la realidad.51676c5e5002d2222c4c2a94e1725abb

Yo me he leído el secreto, y creo que me he portado en ocasiones mal con el karma, así que después de mucho meditar, ha llegado el momento de…volver a creer en mí, apuntar en una lista los cambios que quiero hacer, focalizarlos, mentalizarme de que soy más fuerte de lo que creo, y que aunque durante el proceso haya momentos de bajón, yes I CAN!!!

El secreto lo tienes tú, nadie te hace reflexionar, solo cuando tú estás preparad@ es el momento de avanzar y de conseguir todo aquello que te propones. No lo digo yo…lo dice EL UNIVERSO!!

Así que a tod@s aquell@s que estéis pasando por un mal momento, o que estéis en un momento personal complicado, reflexionad y pensad que las cosas solo pueden mejorar si vosotr@s queréis. Una vez vuestra actitud cambie…todo irá rodado.

*Cualquier cosa que estés sintiendo, es el reflejo perfecto de lo que está en proceso de llegar a ser*

Un besazo y hasta la semana que viene!!!

Sin marido, sin casa y sin hijos…pero tengo 30.

Hola família! ya estamos de nuevo por estos mundillos! 🙂

Hoy os traigo una entrada diferente a las anteriores, hoy os traigo una reflexión personal.

Comenzamos!!!

Algunos sabréis otros no, que hace ya un par de años que empecé en esta etapa de treintañera. Sinceramente, no se siente nada especial, supongo que te ves obligado a realizar una supermegahiper-expectacular fiesta, aunque en mi caso no fue así.

No era tristeza, no eran no-ganas de preparar algo con mi gente, sino que simplemente me sentía vacía y sin ganas de celebrar por todo lo alto que entraba en el club de los 30.

Dicen que es una de las mejores etapas de la vida, supuestamente estás encarrilada en la vida, económicamente tienes una estabilidad, emocionalmente también…; tienes tu casa, tu perro, tu novio ( y futuro marido), coche familiar, tus muebles nuevos de diseño…vamos…todo perfecto!!!

Ahhh, se me olvidaba y también si has podido o te ha llamado la madre naturaleza ya tienes 1 o 2 churumbeles.

Yo no estoy en contra de todo eso…al contrario…algún día también quiero tener todo eso: casa, marido, coche familiar,  muebles de diseño, perro no porque me dan alergía…ah!! y algún churumbel que otro claro!!! Pero ¿es necesario y obligatorio que al tener 30 tengas todo eso???

¿Es necesario que en cada reunión familiar esté la típica que te haga un interrogatorio de 3r grado???

¿Es necesario que te creen una necesidad de buscar rápidamente al “amor de tu vida” y de casarte?

La típica coletilla: se te va a pasar el arroz…tienes una edad…¿señora que le importa mi vida?

Cumplir 30 significa cumplir un año más en tu vida, un año más para celebrar que estás viva, que tienes a tu gente al lado, que sigues compartiendo momentos con “los de siempre”. Nadie firma un contrato en el que dice que a los 30 ya tienes que tener todo eso…el sólo hecho de querer tenerlo y no conseguirlo a los 30 te presiona de una manera que a veces es insostenible.

Así que desde aquí hago un llamamiento a todas esas chicas y chicos, que están a punto de cumplir 30, que ya los tienen, que ya los han pasado…cada cosa tiene su momento! cada momento es tuyo! tú decides cuando tener un piso, un novi@, un marido, un coche familiar, una casa y un perro!

Tener 30 no es sinónimo de todo eso…además con la que está cayendo…¿¿¿quién puede tener todo eso sin que sea un fracaso????

Lo de encontrar novio o marido a estas alturas se merece un post entero!jajajaja, así que para otro día…porque hay mucha tela que cortar!!!

Y os lo dice una treintañera que lleva 2 años por estos lares de los 30 y sabe lo que dice…después de muchos altibajos entre todos mis amig@s me han sabido transmitir la esencia de tener 30, 31 o 32…siempre eres tú! siempre tienes que ser tú! y lo más importante es saber que te sientes viva y que puedes compartir tu vida con todas esas personas importantes en tu vida.

El momento es el momento que ¡tú decides!

Os dejo una ilustración de una chica que hace unas viñetas geniales, esta la hizo para mí expresamente. Pasar a veros todas las que tiene, es una artista!! 😉

Imagen

Hasta la semana que viene!!!

Gracias por leerme y por quedaros!!!